Debido a la situación sanitaria, nuestro personal está desarrollando labores hospitalarias, por lo que los servicios quedan suspendidos.
Perdonen las molestias.

¿En qué consiste "la prueba del azúcar"?

Sábado, 23 Agosto 2014 16:37
By Praisaeng, published on 20 April 2013 By Praisaeng, published on 20 April 2013

Durante el embarazo nos sometemos a diferentes pruebas que detectan distintas patologías que pudieran poner en riesgo la buena evolución del embarazo, entre ellas " la prueba del azucar", que detecta una posible diabetes gestacional.

La diabetes gestacional (DG) es un tipo de diabetes que ocurre durante la gestación. Lo que sucede en la DG es que los niveles de glucosa en sangre están elevados, porque las hormonas del embarazo dificultan la acción de la insulina, impidiendo la entrada de la glucosa en las células. Por ello, esa glucosa se queda en el torrente sanguineo, en lugar de entrar en las células para producir la energía que nuestro organismo necesita.

La mayoría de las embarazadas son capaces de adaptarse a estos cambios hormonales y su páncreas genera más insulina, pero un porcentaje de mujeres no es capaz de hacerlo y son las que desarrollan Diabetes Gestacional.

Es relativamente frecuente (10% de embarazadas) y por ese motivo se realiza un screening a todas las embarazadas.

Este screening se llama Test de O´sullivan (también conocida como “prueba del azucar”) y se realiza a todas las gestantes entre las 24 y 28 semanas de gestación (SG).

Cuando la gestante tiene factores de riesgo de DG se realiza en la primera consulta de embarazo y se repite a las 24-28 SG. Entre estos factores de riesgo se encuentran:

  • antecedentes familiares de diabetes,
  • haber sido diabética gestacional en embarazos anteriores,
  • obesidad,
  • antecedentes de recién nacidos muy grandes ( más de 4 kg) o muertos sin causa explicables,
  • ser mayor de 35 años,
  • etc

Consiste en que la embarazada ingiere 50 gr de glucosa, en forma de solución líquida, y se mide el nivel de glucosa en sangre (glucemia) una hora después. Se puede realizar en cualquier momento del día y no es necesario estar en ayunas. Suele hacerse coincidir con la analítica del segundo trimestre.

La solución oral es muy dulzona y puede resultar difícil de beber e incluso puede llegar a producir nauseas y/o vómitos.

Desde “Llama a la comadrona” os recomendamos que lo toméis de manera rápida.

Este test es positivo si la glucemia al cabo de la hora es igual o superior a 140 mg/dl, lo que no significa que la gestante sea diabética gestacional, sino que a estas mujeres hay que realizarles otra prueba, el Test de sobrecarga oral de glucosa (SOG), el cual sí es diagnóstico para la DG. Esta prueba es también conocida como “la curva larga del azucar” o “la curva de las tres horas”.

Por tanto el test de O´sullivan no es una prueba diagnóstica para la diabetes gestacional, sino que es un filtro que detecta las mujeres que tienen un riesgo de padecerla, de hecho puede dar falsos positivos, que quiere decir que siendo positivo este test, la embarazada no tiene DG.

Como bien hemos dicho antes, si el test de O´sullivan es positivo se realizará la SOG.

Para este test (SOG)sí es necesario una preparación previa, que consiste en una dieta con un aporte extra de 150-200 gr de hidratos de carbono, los tres días anteriores a la prueba.

El día de la prueba debe acudir en ayunas, sin comer, beber, ni fumar, como mínimo 8 horas antes de la prueba. Se extraerá una muestra de sangre para medir el nivel de glucemia basal (en ayunas) y, a continuación, se debe ingerir una solución de 100 gr de glucosa y se volverá a medir la glucemia a los 60, 120 y 180 minutos después.

Durante esas tres horas la actividad física debe ser mínima, recomendándose permanecer sentada. Solamente y si lo desea podría beber agua.

Los parámetros normales son, según Grupo Español de Diabetes y Embarazo (GEDE) y National Diabetes Data Group (NDDG): 

  • En ayunas                105 mg/dl
  • A los 60 minutos     190 mg/ml
  • A los 120 minutos   165 mg/ml
  • A los 180 minutos   145 mg/ml

 

Si hay dos o más cifras del test superiores a estos parámetros, se diagnostica diabetes gestacional, y el ginecólogo valorará el tipo de tratamiento a seguir.

Si una de las cifras es superior a los parámetros normales, la embarazada es intolerante a la glucosa durante el embarazo y es posible que deba repetir el test en tres o cuatro semanas, o bien que el ginecólogo le pida hacer algunos cambios en su dieta y practicar ejercicio.

Desde “Llama a la comadrona” deseamos que esta información os sea de utilidad y despeje vuestras dudas acerca de este tema.

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el Código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.